Publicidad
Confidencial · 25 de Junio de 2019. 00:12h.

El diálogo inviable

Sin interlocutor y sin temario

El diálogo inviable

Las banderas catalana y española en el Palau de la Generalitat

El diálogo entre la administración española y el independentismo catalán que exigen las autoridades independentistas no parece viable por el momento, dado que esas mismas autoridades, y otros líderes del independentismo, lanzan continuamente desafíos, amenazas y descalificaciones de todo tipo hacia las instituciones del Estado, con campañas continuas en el extranjero, que deslegitiman, especialmente, su sistema judicial. Además, el Estado rechazaría negociar sobre las peticiones independentistas: el derecho de autodeterminación y la libertad de los dirigentes independentistas encarcelados.

Las intervenciones finales de los acusados durante el ejercicio del derecho a la útima palabra en el juicio sobre el intento de aplicar el proyecto independentista del otoño de 2017, reflejaron claramente la inviabilidad de cualquier negociación. El independentismo rechaza el diálogo incluso dentro de las instituciones catalanas, como advirtió Ernest Maragall a la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, durante el acto de constitución del nuevo consistorio.

Además, fuentes de la administración española plantean el problema de determinar quién es el interlocutor independentista, dado que hay muchas dudas sobre Oriol Junqueras, que además es probable que siga encarcelado durante algún tiempo. Asimismo, las declaraciones que hace habitualmente el presidente Torra lo inhabilitan para cumplir esta función, y tampoco parece que tenga representatividad en el mundo independentista. En la misma línea, es totalmente descartable un eventual diálogo con Puigdemont, un fugado  de la justicia española. Entonces, ¿quién sería el interlocutor?

Publicidad

0 Comentarios

Publicidad