Publicidad

ERC y JxC actúan como adversarios

Guerra abierta

Oriol Junqueras y Carles Puigdemont, en una imagen de archivo

Las tensiones entre Esquerra y Junts per Catalunya (JxC) se han convertido ya en una guerra abierta entre ambas formaciones, que ha dinamitado todas las posibilidades de unidad del  movimiento independentista catalán. De hecho, no sólo no han podido pactar posiciones unitarias, sino que se están comportando como auténticos adversarios, según fuentes de ambos grupos.

Las discrepancias, que ya eran muy profundas, se han ampliado de manera considerable después de que JxC haya decidido utilizar, para presionar a Esquerra hacia esa posición unitaria, una huelga de hambre de sus cuatro dirigentes actualmente encarcelados, un método que ha provocado un gran enfado en Esquerra y en el propio líder del partido, Oriol Junqueras.

Aparentemente, las diferencias son  de estrategia, pero el problema real es la pugna entre ambas formaciones para liderar el movimiento independentista y para conseguir el control de una mayoría parlamentaria que permita gobernar la Generalitat. Es decir, se trata de un problema básicamente de tipo electoral, para tener al poder político e institucional en Catalunya.

Publicidad

1 Comentarios

Publicidad
#1 oriol, Barcelona, 07/12/2018 - 09:43

Si és veritat, no deixen de ser bones notícies per a Catalunya i per a Espanya. Si es destrueixen ells solets, no necessitarem a VOX. Amb Ciutadans en tindrem prou...De la qual cosa me n'alegraria perquè després de tants anys patint el nacionalisme català no voldria haver de tornar a començar amb un altre tipus de nacionalisme.