Publicidad
Confidencial · 11 de Enero de 2019. 00:07h.

Juicio y movilizaciones

ERC no quiere politizar la defensa

Juicio y movilizaciones

Imagen del Tribunal que juzgará a los dirigentes independentistas

La dirección de Esquerra ve con una cierta inquietud la posición de Quim Torra y Carles Puigdemont, que están intentando impulsar movilizaciones y eventuales disturbios coincidiendo con el inicio del juicio contra los dirigentes independentistas procesados por los hechos del otoño de 2017, previsto para finales de este mes de enero o comienzos de febrero.

El problema de Esquerra, según fuentes del partido, es que sus dirigentes temen el impacto que puedan tener esas movilizaciones en el desarrollo del juicio, dado que Junqueras y el resto de miembros de su formación que serán juzgados apuestan por una defensa jurídica y técnica, evitando una excesiva incidencia de cuestiones políticas.

Esta estrategia choca con la que utilizará la defensa de los procesados afines al ex presidente Puigdemont, que sí son favorables a una defensa más política que técnica, y por tanto consideran positivas las movilizaciones que se preparan. Estas diferencias de estrategias son un reflejo de las profundas discrepancias entre ambos sectores, que enfocan de manera muy distinta el actual momento político de Catalunya.

Publicidad

0 Comentarios

Publicidad