Publicidad

Que el fiscal retirase los cargos

Lo querían todo

Acto ante la prisión de Lledoners a favor de los independentistas encarcelados (foto: ERC)

Los independentistas catalanes y los representantes del PSOE y de Podemos han mantenido negociaciones para que el independentismo apoye en el Congreso de los Diputados al proyecto de presupuestos del Estado del Gobierno de Pedro Sánchez, a cambio de modificaciones en las peticiones de condena para los independentistas procesados. La versión habitual es que los independentistas pedian un gesto.

Después se dijo que la petición consistía en que tanto la fiscalía como la Abogacía del Estado rebajasen la calificación del delito  de rebelión, aunque finalmente, parecía que la reivindicación era que el segundo organismo no acusase a los procesados de rebelión, una condición que la Abogacía del Estado cumplió, porque su acusación fue por sedición y por malversación de fondos públicos, no por rebelión.

En cualquier caso, fuentes del PSOE aseguran que durante esas negociaciones, los representantes de los independentistas catalanes plantearon que la fiscalía y la Abogacía del Estado retirasen todas sus acusaciones. Obviamente, el Gobierno el PSOE se negó rotundamente a hacer esta petición a la fiscalía general del Estado, y finalmente los fiscales mantuvieron la acusación de rebelión.

Publicidad

0 Comentarios

Publicidad