Publicidad
Confidencial · 29 de Noviembre de 2019. 00:25h.

Ni siquiera la ‘tercera vía’

El autogobierno catalán lo tiene negro

Ni siquiera la ‘tercera vía’

Imagen de una bandera catalana

Cuando, después del fracaso contundente y total del proyecto independentista, se normalice la situación política e institucional en Catalunya y haya un Gobierno estable en Madrid, habrá llegado el momento de que la Generalitat busque con la administración española una fórmula de convivencia con el Estado, es decir, que se llegue a un acuerdo sobre ese encaje catalán en España.

El problema, según admiten fuentes del independentismo moderado, es que Catalunya estará en una posición negociadora inferior a la que tenía cuando se inició el proceso independentista. En aquellos momentos, se hablaba de plantear la denominada tercera vía, consistente básicamente en una cierta mejora del modelo autonómico, hacia un esquema federalizante, y un aumento de los recursos económicos procedentes de la aplicación del sistema de financiación.

Esta tercera vía difícilmente sería aceptada ahora por Madrid, que lógicamente, no se fía de la Generalitat después de lo que ha ocurrido con el proceso. De hecho, según las mismas fuentes, el problema de la Generalitat no será conseguir un mejor nivel de autogobierno, sino impedir que ese nivel descienda, como pretenden influyentes sectores de la administración española.

Publicidad
Publicidad

3 Comentarios

Publicidad
#2 botifler1914, Waterpus, 29/11/2019 - 12:10

Esatando Sanchez en la Moncloa, las vias pueden ser infinitas.

#2.1 Carles Fortuny, Palau de la Degeneralitat, 29/11/2019 - 15:43

Exacto. Si Pedrando VII llega a la cama de la Moncloa a hombros de los Regolpistas de Ciniqueras, le dará lo que le pidan. Por el golpe y el daño causado a Cataluña se le deberían recortar competencias a la Degeneralitat, pero eso lo haría un presidente con sentido de Estado, no lo que tenemos.

#1 Sharp, Tarragona, 29/11/2019 - 11:42

En terminos de la realidad, la realidad no virtual, es iluso pensar que despues haber montado el sidral que ocurrió en Catalunya en el cuarto trimestre del 2017, vayan a aumentar su capacidad de autogobierno. Lo máximo que se puede considerar es conservar el existente, pero "aplicandolo", no haciendo volar "coloms.