Publicidad
Confidencial · 13 de Marzo de 2018. 00:10h.

Parlament: otra chapuza

La cámara, nueva víctima del proceso

Parlament: otra chapuza

Imagen de una sesión plenaria del Parlament

El independentismo catalán, mediante Roger Torrent, presidente del Parlament, está  utilizando la cámara para una maniobra de tipo judicial y político, sin tener en cuenta que estas actuaciones desgastan la imagen de la institución, y que, además, el resultado de esas maniobras independentistas es muy dudoso en estos momentos.

En esta línea, el frente independentista, sabiendo que el Tribunal Supremo no autorizaría a Jordi Sànchez a participar en una eventual sesión de investidura, ha provocado la prevista negativa del magistrado Llarena para ir reuniendo los requisitos que puedan permitir la presentación de un recurso ante el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, con sede en Estrasburgo.

El objetivo es conseguir una pronunciamiento favorable en Estrasburgo y un desgaste de la imagen internacional del Estado español. Sin embargo, es muy dudoso que el Tribunal de Derechos Humanos admita a trámite la denuncia, y aún es más difícil que pueda dictar las medidas cautelares que se solicitan. Así, se habrá utilizado al Parlament para una chapuza con las correspondientes consecuencias de desgaste de la imagen de la cámara.

Publicidad

0 Comentarios

Publicidad