Publicidad
Confidencial · 2 de Octubre de 2019. 00:23h.

Se les ha ido de las manos

Ya nadie controla el proceso

Se les ha ido de las manos

Cartel de los CDR durante un acto independentista

Los grupos más moderados del independentismo catalán, procedentes de la antigua Convergència, han recibido con una gran sorpresa e inquietud la operación contra algunos miembros de los CDR. La estupefacción procede, sobre todo, de la información difundida sobre las supuestas actividades de los detenidos, que estaban desde hace más de un año vigilados por la Guardia Civil, que actuaba como policía judicial de un juzgado de la Audiencia Nacional.

Estos sectores moderados consideran que los dirigentes del independentismo han perdido ya parcialmente el control de la evolución del proceso independentista. Añaden que la aparición, si se confirman las acusaciones, de estos brotes de violencia, demuestra el descontrol sobre la estrategia de algunas de las corrientes más radicales del movimiento independentista.

También opinan que el problema podría afectar de manera negativa a los intentos que se están realizando para reconstruir el espacio político y social del catalanismo, que ocupaba la desaparecida CiU, ya que estos indicios de violencia pueden contaminar al conjunto del nacionalismo catalán. Otros dicen, por el contrario, que esta presunta relación entre violencia e independentismo radical, podría beneficiar al catalanismo, que nunca tuvo ningún vínculo con grupos violentos.

Publicidad
Publicidad

1 Comentarios

Publicidad
#1 Pepe, Alacant, 02/10/2019 - 10:12

Es demasiado tarde, la foto de los diputados del Parlament aplaudiendo a los procesados por terrorismo, la ha visto todo el mundo. El nacionalismo ha enseñado todas sus cartas, y ya no le quedan comodines.