Publicidad
Confidencial · 19 de Junio de 2019. 00:15h.

Valls sí planta cara

No es fácil negarle la mano al presidente

Valls sí planta cara

Momento en que Valls se negó el pasado sábado a saludar a Torra

Sectores no independentistas catalanes han recibido con satisfacción el gesto de Manuel Valls que, después de la constitución del consistorio de Barcelona el pasado sábado, se negó a devolver el saludo al presidente de la Generalitat, Quim Torra, durante la recepción que se celebró en el Palau. Esta actitud de Valls, sin embargo, fue descalificada por el independentismo, que la considera una descortesía.

Fuentes de la oposición parlamentaria dicen que habitualmente los dirigentes y autoridades independentistas se comportan con una actitud de total ignorancia, e incluso muchas veces de desprecio, hacia los sectores de la población -mayoritarios- que no son independentistas, sin que se haya realizado nunca una actuación de protesta directa y clara ante la máxima autoridad de Catalunya.

En este sentido, estas fuentes valoran de manera positiva la iniciativa de Valls, porque indica que se puede protestar con total naturalidad, haciéndolo además de una manera que pueda sacar a los principales líderes del independentismo de la burbuja que han creado mediante la ficción de que Catalunya es independentista y que sus posiciones son totalmente compartidas por el conjunto de los ciudadanos catalanes.

Publicidad
Publicidad

0 Comentarios

Publicidad